ORDEN TEMPLARIA. BAILíA DO FARO.

ORDEN DEL TEMPLE. BAILÍA DO FARO (La Coruña).

    Lupo Pelagii, Fernando Nunii, Didaco Gomecii, Garsie Fernandi, Roderico Didaci, Lupo Alfonsi, Bernardo Martini, Alfonso Lus, Johanni Matie, Didaco de Penna, Petro Stephani, Didac, Martino, Petro, Alvaro, Garsie, Michaeli, Johanni Matino llamado Cortido, Petro de Brives, Didaco de Villar, Suerio, Martino llamado Pardal, Michaeli de Brives, Martino Dones, Petro dones, Didaco de Sancto, Saturnino... todos ellos fueron caballeros templarios de comienzos del siglo XIV, fueron 33. Vivían en distintas posesiones de la Orden del Temple al fondo de la ría de La Coruña, en  la bailía de Faro. Alguno de esos lugares son los que visitaremos hoy.

                          

    Estos templarios pasarían a la Historia como los últimos templarios de Galicia. Conocemos sus nombres porque aparecen en un edicto del arzobispo de Toledo en el que, siguiendo las ordenes del papa Clemente V, les ordenaba que se presentasen en Medina del Campo el 27 de abril de 1310 para declarar. Sobre ellos había acusaciones muy graves.

    Vamos a visitar estos lugares intentando encontrar vestigios pasados del Temple. el núcleo principal de la bailía serían las villas medievales de O Burgo y O Temple (imagen 1). Apenas queda nada. Queda, por ejemplo, escasos restos del puente de O Burgo que las unía, sobre la ría del mismo nombre. Sus orígenes datan del siglo XII. Sin embargo, se cree que su antepasado es uno romano por las estelas encontradas en la zona y el conocimiento que los romanos de que los romanos usaban los mejores pasos y después estos lugares eran imitados y sus bases aprovechadas para los nuevos puentes medievales. Lo que vemos actualmente es una reconstrucción (imagen 3) pues fue destruido por tropas inglesas en 1809 durante la Guerra de Independencia. En el centro del mismo podemos encontrar dos pétreos escudos delas poblaciones que une. Uno de ellos, el de Culleredo, con la conocida cruz templaria (imagen 2). No en vano los habitantes del lugar lo conocen como el Puente de los Templarios.

                                  
                                                                              

    Junto al puente se encuentra la iglesia de Santa María del Temple (imagen 4), construida por la Orden en el siglo XII. La imagen que nos traslada es la de un templo descuidado, casi abandonado en el tiempo. El letrero que en el pasado lucía el nombre de la iglesia hoy apenas se puede leer. En su exterior, muros y portada, no encontramos ni cruces paté ni otros símbolos templarios.

    Otro aspecto muy distinto muestra, a unos doscientos metros cruzando la ría, la iglesia de Santiago do Burgo (imagen 5). Un apunte importante, nos encontramos en el Camino de Santiago Inglés. Sabemos de su existencia ya en el siglo XII porque fue donada por Fernando II de León al arzobispo de Santiago en 1160-1161. En principio tenía una planta de tres naves, hoy vemos una planta de cruz latina con cabecera tripartita. Ha sufrido varias remodelaciones, poco queda de su original románico. Uno de estos detalles que quedan es la figura de un Agnus Dei en el tímpano de una puerta lateral (imagen 6).

 

    Sigamos. Nos trasladamos unos diez kilómetros, vamos a la localidad de Cambre, a la iglesia de Santa María (imagen 7). Es, quizá, el lugar más especial de toda la ruta. De estilo románico, fue erigida en el siglo XII a iniciativa de la poderosa familia Traba de conocida vinculación con la Orden del Temple. En un principio formaba parte de un monasterio familiar del que nada queda hoy. Fue también hospital de peregrinos.

    La iglesia actual es un templo de planta de cruz latina con tres naves divididas en cuatro tramos, cruceiro y girola. Al contemplar el templo desde el exterior sorprende la armonía de su cabecera formada por cinco absidiolos (imagen 8). La fachada, situada al oeste, se compone de espadaña (accesible por una escalera situada dentro de una torrecilla cilíndrica), un rosetón y, bajo un tejaroz sostenido por seis sencillos canecillos, una portada. Adosadas a los contrafuertes, insólito en el románico gallego, unas columnas.


    La portada (imagen 9) está formada por dos arquivoltas, la exterior decorada con figuras de animales. En la clave encontramos al profeta Daniel custodiado por leones. El tímpano también nos sorprende por sus elementos iconográficos. Vemos un Agnus Dei entre ángeles, símbolo del Temple que incluso encontramos en el sello de algunos maestres. Sosteniendo este tímpano, dos mochetas con sendos ángeles. El izquierdo con un libro abierto (imagen 10), el derecho con un rollo de pergamino. Simbolizan respectivamente el Nuevo y el Antiguo Testamento. los capiteles presentan un importante deterioro pero podemos adivinar en el izquierdo a San Miguel clavando la lanza en las fauces de la bestia y en el derecho una psicostasis, pesaje de almas, escena del Juicio Final.   



    Sin embargo, lo más interesante lo encontramos al traspasar el umbral. Veremos, a la izquierda, una pila de piedra con símbolos. Es la Hidria de Jerusalén (imagen 11). Se trata de uno de los recipientes donde, según la Biblia, Jesús transformó el agua en vino en las bodas de Caná. En un principio se cree que estuvo expuesto en Santa María do Temple pero fue trasladado a Cambre con la caída de la Orden. Pero, ¿Cómo llego a tierras gallegas? parece ser que fue el conde Fernando Pérez de Traba quien la trajo de Tierra Santa en uno de sus viajes. Actualmente se encuentra bastante deteriorada, faltan las asas y en alguna parte está rota. Ocurre que como reliquia se creyó que curaba enfermedades o protegía de ellas Cuenta Eduardo Pérez Hervada en su libro "Curanderismo y superstición", que al sonar nueve campanadas en la iglesia se debía raspar la hidría y el polvillo se mezclaba con aceites y algunas hierbas. Con el ungüento obtenido se frotaba la piel de las mujeres embarazadas.

    Como ya comenté la iglesia tiene tres naves separadas hasta el crucero por pilares con columnas adosadas en cada lado (imagen 13). Los capiteles están adornados con motivos vegetales salvo tres que, de forma original, lo hacen con animales mordiéndose y enzarzándose (imagen 12) en presencia de personas.

 

    Las cubiertas de todo el templo, las naves, el crucero y la girola son de madera. Su cabecera es original, está formada por una girola o deambulatorio a modo de la catedral de Santiago. En Galicia solo se da en tres lugares: Santiago, Santa María de Oseira y en San Lourenzo de Carboeiro. la girola está formada por cinco capillas absidades. En su construcción vemos como el románico abre sus puertas a nuevas corrientes, el protogótico.

    En las piedras de sus muros y columnas encontraremos inscripciones como "MCXXXII", tal vez la fecha de terminación de una etapa de la construcción. Otra de ellas es "RUDERICUS" o "MICHAEL PETRI ME FECIT", posibles constructores. Una más, "PETRUS EAN DEI MILES" (Pedro Ean Soldado de Dios).

    También se conserva un relieve de la Virgen  con niño, basto y desproporcionado, posiblemente del último tercio del siglo XIII. El niño bendice con la mano derecho mientras que con la izquierda sostiene un libro. Hay quien piensa que es un ara romana reutilizada.
       

    Santa María de Cambre, un lugar muy especial, estoy seguro de que fue epicentro de muchas cosas aún por descubrir que están enterradas bajo el peso de siglo de Historia. Si estáis por La Coruña o pasáis cerca bien merece desplazarse o desviarse, podréis palpar y sentir un poco de Historia Templaria.

    Hasta aquí nuestro deambular por algunos lugares  de la bailía do Faro. Solo me restan dos apuntes que nos puede dar una idea de la importancia del lugar. El primero es la relación del mismo San Bernardo con el lugar. El primer acercamiento del Temple a tierras gallegas se producía en 1147. estamos en la segunda cruzada y una expedición de cruzados integrada por flamencos, ingleses y alemanes tuvo que hacer escala en esta zona a causa de un fuerte temporal. A raíz de ello San Bernardo y Fernando López de Traba entran en contacto y nace el apoyo del conde a la Orden. asimismo el emplazamiento era muy importante, una villa portuaria en Galicia y en la gascona que unía los puertos de La Rochelle y Lisboa. Todo ello constituía un enclave ideal para el comercio y la peregrinación.

    El segundo punto tiene un carácter mas controvertido. Entre los legajos referidos a esta bailía consta documentación relativa a un espinoso tema como es el de las sórores militie templi o lo que es lo mismo,  monjas templarias. Aparecen incluso nombres y apellidos de comendadores, como Martinus Sancii o Garsia Menendi, commendator militum ubi magister non est  (comendador allí donde el maestre no está). Sea como fuere un lugar lleno de Misterio, Historia y Arte.





























Comentarios

Entradas populares de este blog

ORDEN TEMPLARIA. IGLESIA VIRGEN DE LA CARRASCA. (Bordón. Teruel).

ORDEN TEMPLARIA. CASTILLO DE MIRAVET (Miravet.Tarragona).

ROCA CABALLERA. Calaceite (Teruel).

SANTA MARÍA DE EUNATE (Muruzábal. Navarra).